La comida del bebé siempre es un buen momento para divertirse


El momento de la comida en toda familia, es un buen momento para convivir e intercambiar sucesos importantes en la vida, muchas veces a los bebés no los solemos incluir en éste momento con los mayores, ya que sus tiempos en los alimentos son distintos y además implica que uno de los miembros de la familia se dedique a darle de comer; sin embargo, es recomendable ponerlos cerca para que se familiaricen con todos los miembros del hogar, que se incluyan en las conversaciones aunque solo fuera con balbuceos, esto es para ir integrando poco a poco.

Cursos de nutrición en buscacurso.info el buscador de cursos

Por algún tiempo, la comida bebé no podrá ser la misma que la del resto de la familia, pues debe comenzar con papillas, y poco a poco ir induciendo cada una de ellas hasta llegar a combinarlas.

¿Cuándo dar las primeras papillas?
Algunos pediatras recomiendan comenzar a dar alimentos sólidos a partir de los seis meses, algunos otros piensan que a partir del final del tercer mes los niños ya pueden comenzar a degustar, a esto le llaman el proceso de ablactación.

Los pediatras piensan que la primera comida del bebé debe ser una verdura, pues son menos dulces que las frutas, ya que algunos bebés que comienzan a probar frutas al pasar a las verduras las rechazan.

Se debe comenzar por las siguientes verduras: calabaza, chayote, zanahoria, papa; cada una de éstas deben dárselas solas al menos por tres días, esto es para ir observando que tal le sientan en el estómago. Cuando ya las ha probado todas, se puede comenzar a combinar las verduras para que sea un poco más complejo el alimento. No olvide que todos los alimentos que le dé, deben estar completamente licuadas, es a lo que se le llama papilla, ya que aún no cuenta con dientes para poder masticar y se trata de evitar que se atragante y ahogue.

Higiene en la comida bebe
Así como se cuida la higiene de los biberones del bebe esterilizándolos para que éste no adquiera ninguna enfermedad digestiva, también será necesario cuidar la limpieza de los alimentos sólidos que se le darán al pequeño.

Antes de cocer las verduras láveles perfectamente, limpie cada una de las ranuras que éstas tienen, ya que allí se puede conservar restos de suciedad. Asegúrese de que se cuezan perfectamente, luego retírele la cáscara a las verduras que así lo ameriten y luego lícuelas.

Algunas mujeres modernas, prefieren darle comida bebe envasada como el Gerber y Heinz, las cuales vienen en diferentes presentaciones según la etapa en la que se encuentre el bebé. Aún así procure lavar el envase perfectamente antes de abrirlo, para evitar que al destaparlo le caiga el resto de alguna basura.

Animar a los bebés a probar
Muchos bebés se resisten a cambiar la leche por algún sólido, pues conocerán sabores muy variados y nuevos, además de que ahora su comida tiene una textura diferente. Las mamás debemos implementar diversas estrategias para que los bebés abran la boca y prueben su nuevo alimento, para ello existen juegos donde se hacen gran variedad de ruidos para motivarlos, además de intentarles modelar el comportamiento. Sin lugar a duda, vivir un momento tranquilo y divertido a la hora de los alimentos será lo que en gran parte influya para que el bebé se decida a probar diversos sabores.